Existen muchas formas de hacer un cultivo de Marihuana en interior, pero sin duda alguna, una de las mejores opciones es mediante el uso de tecnología punta en lo que a iluminación se refiere, es decir plantar Marihuana con LED.

La iluminación LED ha ido evolucionando a paso a agigantados en los últimos años y no existe ningún otro tipo de iluminación artificial que la supere en relación calidad – cantidad – eficiencia energética.

Desde MiMarihuana.es queremos mostrarte todos los beneficios de cultivar con leds, los aspectos más importantes a tener en cuenta y los mejores trucos para obtener cosechas superiores.

¿Qué es la iluminación LED?

Los LED son diodos que emiten luz fría cuando se alimentan de corriente continua generada por unos transformadores especiales llamados “drivers”.  Según la conocida Wikipedia, se denomina al LED cómo:

“Fuente de luz constituida por un material semiconductor dotado de dos terminales. Se trata de un diodo de unión p-n, que emite luz cuando está activado.​ Si se aplica una tensión adecuada a los terminales, los electrones se recombinan con los huecos en la región de la unión p-n del dispositivo, liberando energía en forma de fotones.” Fuente: Wikipedia.

¿Todos los LED sirven para el cultivo de Cannabis?

Debemos tener mucho, pero que mucho cuidado con esto, porque la respuesta es un claro y rotundo NO. La mayoría de LED que podemos encontrar en el mercado no son de buena calidad, lo cuál significa que no son adecuados para el cultivo ya que no son full spectrum.

Los conocidos UFOs que se venden en Ebay, o cualquier panel similar, los cuales se componen de series de LED de baja calidad, consumen mucho y aportan poca cantidad de luz, además de ser de baja calidad.

No merece la pena ni de lejos, invertir nuestro dinero en comprar este tipo de luces LED porque no obtendremos buenos resultados en nuestros cultivos. Si queremos usar LED debemos aceptar que tendremos que hacer una inversión inicial adecuada.

Los LED de calidad además de ayudarnos a obtener cosechas abundantes, ahorrar energía con respecto a otros tipos de luz para plantar Marihuana, reducir el calor en nuestro armario de cultivo, etc… además de todo eso, los LED de calidad son duraderos, muy duraderos.

Por lo que podremos usarlos durante muchos, muchos años sin el más mínimo problema (siempre que los tratemos bien, obviamente).

¿Cuales son los mejores LED para cultivar Marihuana?

Antiguamente se recomendaban mucho los LED Golden Dragon Plus de Osram o los Cree, pero en la actualidad la iluminación LED ha dado un paso más en el desarrollo de emisión de luz – eficiencia energética, dando paso a los focos COB.

Un foco LED COB es un led de aspecto circular que incluye varios diodos LED en su interior, es cómo una agrupación de LEDs en una misma unidad, haciendo que la eficiencia lumínica y energética sean fantásticas.

Dependiendo del tamaño de nuestro espacio de cultivo, tendremos que poner más o menos unidades de LED COB y de diferentes potencias, por lo que siempre es recomendable consultar con el fabricante para que nos asesore correctamente.

Las placas LED Quantum Board son la última tecnología en cuanto a iluminación LED, siendo insuperables en eficiencia. Además distribuyen la luz mucho mejor que los COB, por lo que son más recomendables.

El mejor espectro LED

Cómo sucede con todo en la vida, los primeros focos LED eran compuestos por espectros con una longitud de onda determinada, siendo los más comunes el Rojo cercano, Rojo lejano, Azul y Blanco. Por eso muchos cultivos se ven de color “rojo infierno” en las fotos, porque los focos LED estaban compuestos en su mayoría por LEDs rojos.

Con el tiempo se ha ido evolucionando y perfeccionando toda la iluminación LED, llegando a ser el blanco el más óptimo en la actualidad. La luz blanca contiene todos los espectros lumínicos existentes, por lo que en realidad, no es necesario añadir rojos ni azules…. basta con poner un buen blanco, el cuál cubrirá todas las necesidades lumínicas de las plantas.

La temperatura de color marcará el blanco, siendo 3000K / 3500K la más indicada para ciclos de floración y 4000K / 5000K la más indicada para ciclos de crecimiento. Si queremos una placa que nos sirva para todo, 3500K es posiblemente la más indicada.

Beneficios de cultivar con Leds

Utilizar la última tecnología en iluminación y aplicarla a nuestros cultivos de Marihuana nos reportará unos cuantos beneficios muy a tener en cuenta. Si bien es cierto que es necesario realizar una inversión un poco más elevada que con otro tipo de iluminación, también lo que es que merece y mucho la pena.

Menos calor en nuestro armario de cultivo

Probablemente es el beneficio más valorado por los cultivadores que viven en zonas donde el clima es templado o cálido, ya que la iluminación LED apenas aporta calor a nuestro cultivo. Mientras que una bombilla de Vapor de Sodio puede aumentar la temperatura entre diez y quince grados, la iluminación LED apenas sumará tres o cuatro grados a nuestro indoor.

Por todos es conocido que la temperatura optima de cultivo para nuestras plantas es de alrededor de veinte grados, por lo que si utilizamos paneles LED no solo evitaremos estresar nuestras plantas por exceso de calor sino que además no necesitaremos invertir tanto en un sistema de intracción y extracción de aire.

Menor consumo de electricidad

Los datos no engañan, si usamos un lámpara de Vapor de Sodio de 600w estaremos gastando 600w de la bombilla, unos 30w del balastro y otros 50w ó 100w del sistema de aire para mantener una temperatura adecuada. Además si es verano, es posible que gastemos otros 1.000w en un sistema de aire acondicionado.

Con 350w ó 400w tendremos más cantidad de fotones que con una bombilla de Sodio de 600w (los fotones son las partículas de luz que aprovechan las plantas, ellas no se basan en lúmenes así que no te dejes engañar por los lúmenes de una bombilla).

Es decir, no solo ahorraremos unos 200w en el gasto de la bombilla sino que además no necesitaremos gastar en balastro ya que los drivers son muy eficientes y tampoco en sistemas de aire ni aire acondicionado.

Parece una tontería, pero el ahorro en la factura eléctrica mes a mes es una pasada, muy a tener en cuenta para nuestro bolsillo.

Mayor eficiencia lumínica

Así es, la iluminación LED es a día de hoy la más avanzada en todo el planeta, de forma que no hay ningún otro tipo de iluminación que sea tan eficiente cómo los LED. La producción led es superior a la obtenida por otros medios.

La eficiencia se calcula en relación a la cantidad de luz que emite y el consumo que tiene, de forma que con 300w / 400w de LED tendremos el equivalente a 600w de Sodio o incluso algo más, esto significa que si pusiéramos 600w de LED la cantidad y calidad de la luz sería muy superior a la de un Sodio de 600w. en una misma carpa artificial / armario de cultivo. También es superior a la iluminación LEC.

Mejor sabor y olor en los cogollos, mayor calidad

La mejor hierba que hemos probado y que seguimos probando es siempre la que se cultiva con iluminación LED, por una sencilla razón: Se conservan mejor los terpenos y cannabinoides de los tricomas.

La iluminación LED no destruye ni afecta tanto a los tricomas cómo la calidad y abrasiva luz emitida por bombillas de alta presión cómo el Sodio o los Halogenuros Metálicos.

Eso se traduce en que a la hora de fumar, nuestros cogollos tendrán mucha mayor cantidad de cannabinoides y terpenos, es decir, olerá y sabrá mejor y su efecto será más intenso.

Aspectos a tener en cuenta cuando cultivemos con LED

Se podría decir que estos son los “contras” de cultivar con diodos LED pero en realidad son simplemente aspectos importantes que debemos conocer, ya que la iluminación LED no emite calor y eso afecta a varios factores del armario de cultivo / indoor.

Controlar la humedad

La luz LED apenas emite calor, eso significa que los niveles de humedad de nuestro armario pueden verse algo incrementados a niveles generales. Algo muy pero que muy beneficioso si estamos en el ciclo de crecimiento pero al que debemos hacer un seguimiento si estamos en el ciclo de floración.

Los riegos son menos frecuentes

Cómo no hace tanto calor, las plantas de interior absorben más lentamente el agua del sustrato y este dura más tiempo humedecido, por lo que no es necesario regar con tanta frecuencia cómo cuando cultivamos con Sodio.

Debido a esto, es recomendable regar con un poco menos de cantidad y añadiendo un poquito más de nutrientes si teníamos pensado abonar.

Circulación del aire

Aunque no es necesario invertir mucho en el sistema de extracción debido a que no será necesario evitar el calor que produce un Sodio, si que es recomendable poner un pequeño ventilador dentro del indoor para que mueva el aire y evitar que se formen bolsas de humedad excesiva.

¿A qué distancia debemos poner las luces LED de las plantas?

Recordemos que cuando cultivamos con Vapor de Sodio siempre debemos tener mucho cuidado de no pegar mucho la bombilla porque se quemarían las plantas. Con los LED esto no sucede, de forma que podemos pegar más los LED a las plantas para que estas aprovechen mucho mejor la intensidad.

La experiencia nos ha mostrado que poner los focos a una distancia de un palmo de las puntas es más que suficiente, aunque también es cierto que hay cultivadores que las pegan más y sin problemas.

Recuerda que la luz LED también es muy intensa y que si pulverizas agua sobre las plantas puede provocar quemaduras por el efecto “lupa” al igual que sucede cuando cultivamos con Sodio, algo a tener en cuenta.

Procura poner los paneles LED o unidades individuales de forma que quede bien repartida la iluminación por todo el espacio de cultivo, no te centres solo en las puntas ya que la planta trabaja mediante las hojas (fotosíntesis).