Todos sabemos que las plantas que más nos interesan a los cultivadores son las hembras, dado que nos fumamos sus preciados cogollos. A los machos tampoco se les hace mucho feo, ya que gracias a su polen podemos fecundar a una planta hembra y obtener así nuevas semillas.

Pero ¿Qué sucede cuando una planta es macho y hembra a la vez? El nombre que reciben este tipo de plantas de Marihuana es hermafroditas. Se trata de plantas que debido a diversas circunstancias, las cuales veremos a continuación, terminan desarrollando ambos sexos.

¿Por qué hay plantas de Cannabis hermafroditas?

En realidad las plantas se desarrollan siendo machos o hembras, pero en muchas ocasiones debido al estés que sufren durante su cultivo o a un estrés heredado genéticamente, terminan desarrollando ambos sexos para intentar reproducirse sin la ayuda de otro ejemplar.

No olvidemos que el fin de toma planta es reproducirse, para perpetuar la existencia de la especia. De igual forma que hacen los animales y los humanos. Así que veamos cuales son los motivos que pueden causar ese estrés tan intenso en las plantas.

Causas de hermafroditismo

Hay que recordar que la Marihuana al igual que el resto de plantas del reino vegetal, están diseñadas genéticamente para reproducirse al aire libre, en libertad. Los cultivos de interior y la feminización de semillas, son las principales causas de estrés intenso, causante del hermafroditismo. Veamos cuales son las causas principales.

  • Exceso de calor / frío / cambios bruscos de temperatura
  • Cambio del ciclo lumínico
  • Falta o exceso de riego
  • Exceso de abonos / Uso de químicos cómo pesticidas
  • Manipulación genética (feminización de semillas)
  • Manipulación física (podar, doblar, desfoliar)
  • Falta de espacio para desarrollarse (macetas pequeñas)

Te suenan ¿verdad? Son cosas que la mayoría de plantas cultivadas en interior sufren constantemente, por lo que no es de extrañar que un pequeño número de ellas terminen volviéndose hermafroditas.

¿Qué hacer con las plantas de Marihuana hermafroditas?

En primer lugar hay que tener presente que son plantas macho y hembra al a vez, así que sus cogollos terminarán repletos de semillas. Podemos pensar que esas semillas son buenas para seguir cultivando cannabis, pero lo cierto es que lo mejor es desecharlas.

Las semillas obtenidas de plantas hermafroditas, tienen un alto porcentaje de ser también hermafroditas, al haber heredado el estrés de su progenitor. Así que no merece la pena cultivarlas, aunque si que podemos usarlas para alimentar pájaros o para comerlas, ya que las semillas de cannabis son nutritivas (no tienen efecto psicoactivo).

Tampoco es buena idea fumarnos los cogollos de una planta hermafrodita, ya que al contener semillas, su sabor será malo, muy malo. Por no mencionar que cuando fumamos alguna semilla, generalmente explotan… no es plan de morir de un infarto.

Así que en resumen, lo mejor que podemos hacer con una planta hermafrodita es cortarla y tirarla, antes de que sus flores masculinas polinicen el resto de nuestras plantas.

¿Cómo evitar que una planta se vuelva hermafrodita?

Si el estrés ha sido originado por la manipulación genética que conlleva la feminización de semillas, en realidad no podemos hacer mucho para evitarlo, más bien nada. Pero si el estrés es producido por el cultivo, entonces si que podemos hacer mucho.

  • Evitar cambios bruscos de temperatura en el indoor
  • No usar abonos en exceso y evitar el uso de pesticidas
  • Evitar molestar a las plantas durante sus ciclos, mantener un ciclo vegetativo y uno de floración sin alteraciones
  • Regar solo cuando sea necesario
  • No putear a la planta con podas selectivas ni defoliaciones
  • Utilizar macetas grandes

Aunque son consejos sencillos, muchas veces no se cumplen. Si hace mucho calor de día y poco de noche, es mejor que la luz esté encendida de noche y así evitar cambios bruscos de temperatura.

Los abonos no son necesarios en el 80% de los casos en los que se utilizan, así que evitar dejarte llevar por la publicidad de las marcas comerciales que te indicarán que debes abonar en todos los riegos… absurdo.

Y por lo demás, simplemente se respetuoso con las plantas. Así evitarás que se estresen y conseguirás terminar la cosecha sin plantas hermafroditas.

Mi planta tiene una flor macho ¿Es hermafrodita?

No. Las plantas hermafroditas tienen muchas flores masculinas. Las plantas hembras que tienen una flor macho, o solamente unas poquitas, no se consideran hermafroditas. A eso se le denomina “bananear”. Simplemente debemos quitarlas para evitar que polinicen y evitar estresar a la planta.

El bananeo es muy común en plantas feminizadas como consecuencia del estrés genético que han recibido. En la mayoría de los casos se limita a la aparición de unas pocas flores masculinas, las cuales no representan ningún peligro si las extirpamos a tiempo.

Podemos cultivar y cosechar una planta que ha bananeado, sin ningún tipo de problema. Fumar sus cogollos he incluso obtener esquejes de ella, teniendo claro que esos esquejes también mostrarán alguna banana.